Hace apenas un mes, en la Sierra de Cazorla (Jaén), un grupo de chicos jóvenes me lanzo un reto: queremos cambiar el mundo y queremos que nos ayude. Queremos, me decían, que el mundo sea mejor, que podamos mirarnos a la cara unos a otros con la esperanza de encontrar una sonrisa y no un reproche. Queremos custodiar la creación como el Papa acaba de pedirnos, etc.

Para eso vivimos unos días intensos de convivencia. Se nos ocurrieron varias posibilidades y al final nos decidimos por empezar por esta pagina web que, ya te lo anunciamos, es sólo el comienzo.

Al principio, antes de lanzar la pagina, fueron semanas intensas: elegir un logo, ver de que queríamos hablar y al final la incertidumbre del resultado. Hoy ya podemos hacer balance.540041_445728255470648_530595929_n

El primer paso ha sido decidido y valiente pero muy alentador. En este mes la pagina ha llegado a las 1800 visitas con un buen grupo de seguidores en diferentes Redes Sociales. Pero esto no ha hecho más que comenzar porque ahora te toca a ti sumarte al proyecto de querer cambiar el Mundo. Y para eso lo tienes muy fácil sólo tienes que aportar tu granito de arena: escribirnos, enviarnos una colaboración, sugerir ideas. En definitiva no quedarte en tu casa quejándote sino con un deseo sincero de que cambie, ¡te esperamos!.

Artículo anteriorLa llave del corazón de Dios
Artículo siguiente¿Vaciamos la mochila de piedras?