驴Est谩 Dios ausente? 🤔

Catequesis

Ante los continuos sucesos que parecieran aquejar al mundo actual, miles de creyentes podr铆an preguntarse c贸mo es posible que un Dios amoroso y providente permita semejantes eventos.

驴Acaso Dios nos ha abandonado?

Basta con abrir un canal de noticias para enterase del continuo caos que sugiere gobernarnos y las tendencias sinsentido que cada vez toman m谩s fuerza. Podr铆amos llegar a replantearnos el porqu茅 de nuestra fe. Claro, no es f谩cil vivir en la adversidad y hacer como si nada pasara. Pero en Santiago 1, 2-4, tenemos la viva prueba de que Dios, a煤n en nuestros peores momentos, est谩 con nosotros.

Cuando era ni帽a, recuerdo que en una recamara de mi hogar hab铆a un p贸ster colgando de un peque帽o tornillo en la pared. Lo ve铆a todos los d铆as, ten铆a una fotograf铆a de unas pisadas claramente marcadas en la orilla del mar y dec铆a:

鈥淪e帽or, T煤 me prometiste que si te segu铆a siempre caminar铆as a mi lado. Sin embargo, he notado que, en los momentos m谩s dif铆ciles de mi vida, s贸lo hab铆a un par de huellas en la arena. 驴Por qu茅, cuando m谩s te necesit茅, no caminaste a mi lado?

Jes煤s le respondi贸:

鈥淨uerido hijo. Yo te amo infinitamente y jam谩s te abandonar铆a. En los momentos dif铆ciles, cuando viste en la arena s贸lo un par pisadas,鈥 yo te cargaba en mis brazos鈥.

No supe quien lo escribi贸, pero en definitiva marc贸 mi vida.

Es importante comprender que no podemos atribuir del mal a Dios. La clave est谩 en el:

Libre albedr铆o

Es una ley de vida que a todas nuestras acciones les corresponde una reacci贸n. Dios no impide el mal porque eso implicar铆a corromper nuestra libertad; concepto mismo por el que fuimos creados a su imagen y semejanza, 煤nicos e inigualables. Pero, esto no significa que sea de su agrado ver el pesar en nuestras vidas, ni tampoco impide que 脡l pueda transformar el infortunio en dicha. Todo tiene un prop贸sito.

As铆 que, hermano, hermana, la respuesta es: no. Dios no nos ha abandonado. Jam谩s lo ha hecho, ni lo har谩. Tampoco est谩 ausente, 脡l est谩 m谩s presente que nunca.

Dios vive entre nosotros

Alrededor de 300 mil j贸venes peregrinos est谩n viviendo la Jornada Mundial de la Juventud ahora mismo en Panam谩, junto al Papa Francisco. Estos miles de j贸venes dejaron sus quehaceres laborales y acad茅micos en stand by para poder vivir una experiencia evang茅lica extraordinaria. En el mismo evento, participan cerca de 10,000 sacerdotes y 800 obispos, con un mismo objetivo: llevar el mensaje de Cristo a los j贸venes de hoy.

Todo asistente es prueba viva del Amor de Dios en sus vidas y en el mundo.

驴Te preguntas si Dios est谩 ausente? Voltea a ver a estos miles de j贸venes que peregrinaron con la esperanza de un encuentro con 脡l y nos dan un testimonio pleno de valent铆a y radicalidad.

Hermanos, Dios vive entre nosotros y nos ama, con un amor infinito que s贸lo en 脡l podremos experimentar. Que no te aflija la prueba, sino el dudar de Su Misericordia y cuidado. Que no te aflija la duda, sino el no reconocer en ella la formaci贸n que Dios te ha mandado. Preg煤ntate, 驴qu茅 quiere Dios de ti? 驴c贸mo, a煤n en la adversidad, puedes servirle? Y, qu茅date tranquilo, no est谩s s贸lo, recuerda quien va marcando las huellas en la arena.

Myriam Ponce Flores

Hermanos, consid茅rense afortunados cuando les toca soportar toda clase de pruebas. Esta puesta a prueba de la fe desarrolla la capacidad de soportar, y la capacidad de soportar debe llegar a ser perfecta, si queremos ser perfectos, completos, sin que nos falte nada.

Santiago 1, 2-4