Los últimos de Filipinas

En esta película se narran los hechos transcurridos en Filipinas en el año 1898 y protagonizados por una guarnición española que resistió durante 337 días en una parroquia de Baler, frente al asedio por parte de los rebeldes filipinos.

Los hechos son de sobra conocidos, pero por recordar un poco y hacer un breve resumen: El gobierno español destina a 50 hombres al destacamento de Baler, que es atacado por insurrectos filipinos pidiendo la independencia del país. Los soldados se refugian en la iglesia, comenzando el sitio que durará casi un año, y que se extiende hasta casi 6 meses después de que España cediera la soberanía de Filipinas a EEUU.

En cuanto al papel que tuvo la Iglesia en los hechos, es importante tener en cuenta que fue bastante diferente al que se refleja en el cine. En esta película aparece únicamente un monje franciscano bonachón y generoso que acoge a los soldados, les anima y ofrece toda la atención espiritual que necesitan. Pero también lo dibujan como un pobre hombre algo mayor que vive fiado de la misericordia de Dios y que fuma opio. Pues bien, a pesar de que el personaje es bastante simpático y nos cae bien, no es del todo acorde con la realidad, ya que según sabemos, hubo tres jóvenes misioneros franciscanos y menores de 30 años, participantes también en la gesta de Baler. Os animo a interesaros por este tema para que no nos quedemos con una imagen de la Iglesia tan alejada de la realidad.

La película ha sido muy criticada, no tanto por los expertos que de hecho, la han ensalzado bastante, sino por el público, que se queja de que la misma no refleja las glorias de España sino más bien los desastres, y del posiblemente excesivo “buenismo” de los filipinos.

A mí me parece que relata los hechos de forma elegante y que sabe encontrar el equilibro entre la fantástica gesta, el patriotismo y el valor que demuestran los soldados, y lo ridículo que pudiera resultar continuar la resistencia meses después de que Filipinas ya no fuera español. Igualmente destacable el genial reparto con actores consagrados pero también con muchas promesas del cine español que hace mucha ilusión ver en una película tan buena.