Las Hijas del Amor Misericordioso tienen un canal en YouTube en el que publican lo que han llamado Diosidencias.

En esta ocasión, una de las hermanas, nos cuenta una anécdota en la que podemos ver el poder de la Oración.

No tengas miedo a pedir y a confiar en Dios. Él siempre nos escucha.

En este enlace puedes acceder al canal de YouTube

Artículo anterior¿Qué plan tienes estas vacaciones?
Artículo siguienteCuras y monjas detenidos por protestar por la situación de inmigrantes