Un comedor social en peligro de cierre

Desde 1973, en el barrio de La Palmilla de Málaga, atiende un buen número de personas necesitadas, un comedor social iniciativa de las Hijas de la Caridad.

Según publica la Diócesis de Málaga, atiende diariamente a unas 10 personas y no sólo les dan comida, sino que les ofrecen cariño propio de una familia. Una de las hermanas explica que «se ha creado un lugar para el encuentro donde, desde primera hora de la mañana, los usuarios acuden a compartir, ayudar, acompañar a otros, establecer lazos que van más allá y que les convierten en lo que ellos mismos denominan “una familia”. Las hermanas, atentas, les cuidan como verdaderas madres y siempre siempre están disponibles».

Sin embargo el comedor de Santa Teresa, que así se llama, está en peligro de cierre debido a la reducción drástica de las subvenciones que lo sostienen. Por eso están haciendo una campaña pata tratar de conseguir fondos.

Si quieres conocer más cómo ayudar, entra en Diócesis de Málaga