Es conocido que la famosa cantante tiene un pleito con las hermanas del Inmaculado Corazón de María por un convento en la ciudad de los Angeles construido en 1927 y del que se encaprichó en 2011.

Pues ahora ha sido condenada por plagio de una canción del rapero cristiano Flame. La canción que interpreta Katy Perry es la famosa: Dark Horse que cuenta con más de 2.616.387.881 en Youtube y plagia la canción Joyful Noise del especialista en rap cristiano Marcus Gray, alias «Flame».

Artículo anteriorUn peregrino auténtico
Artículo siguienteUn peregrino auténtico. Etapa 2