Ana María Lapeña, joven rebelde, hoy es religiosa del Hogar de la Madre

Ana María Lapeña nació en el seno de una familia poco religiosa y nada practicante. La coherencia de vida era para ella fundamental. Cuando vio la falta de coherencia entre lo que se enseñaba y lo que se vivía en relación a la fe, se rebeló contra la Iglesia.

Un día, en el Instituto, una chica católica y practicante empezó a defender la existencia de Dios contra los ataques de Ana María. Ella empezó a cuestionarse sobre la verdad y pidió ayuda a esa chica, que la invitó a asistir a las reuniones del Hogar de la Madre. Poco después fue a un campamento con este mismo grupo. Allí se dio cuenta por primera vez de que tenía que decidirse entre la vida que llevaba o una vida católica y coherente.

Hoy es religiosa del Hogar de la Madre.

En este programa de Cambio de Agujas de HMTelevisión puedes escuchar su testimonio

Entra en este enlace de Camino Católico que tiene fotos muy buenas, además del testimonio completo