Recientemente se ha estrenado, en el Festival de Cine de Málaga, el documental «Siempre Fuerte» sobre la vida de Pablo Ráez.

Todos recordamos a este joven malagueño que murió de Leucemia pero que nunca perdió la sonrisa. Nos dio a todo el mundo una lección de vida y una lección de muerte: “No hay que tener miedo a la muerte, solo aprender a reconocerla y saber vivir mientras estemos sobre la tierra”

Este documental es un homenaje a este joven valiente.

en este enlace de La Vanguardia puedes leer más sobre este documental

Artículo anteriorMisioneras que llegan donde no llega nadie
Artículo siguienteEl mandamiento de Cristo en 1 minuto