Una enfermera abortista descubre el Amor de Dios. María Martínez Gómez

Testimonio de María Martínez Gómez, una enfermera que antes de tener una conversión, se dedicaba profesionalmente a practicar abortos. Era feminista, abortista y era casi beligerante contra la Iglesia. Incluso estuvo a punto de apostatar.

Es un testimonio un poco largo pero merece la pena. Es impresionante todo lo que cuenta, desde cómo se destroza a un bebé en el seno de su madre, a cómo la madre sufre enormemente.Ella misma dice que sus manos están manchadas de sangre.

Escúchala porque es impactante en este vídeo que publica la Diócesis de San Sebastián: