¿Selfies en Auschwitz?

Leo la noticia de que se ha convertido en algo normal hacerse selfies en las visitas a los campos de concentración de Auschwitz. Y nos quedamos absolutamente pasmados por tanta frivolidad.

A propósito de esto, Pastoras SJ, publica un artículo muy interesante: Explica que aquello es un campo de exterminio, allí se iba a morir. Con capacidad para 100.000 prisioneros, contaba con cuatro hornos crematorios con sus correspondientes cámaras de gas, cada una de ellas con capacidad para eliminar a 2.500 seres humanos de una sola tacada. Todo muy eficiente, todo muy controlado.

La situación es tan bochornosa que responsables de las instalaciones han pedido públicamente que los visitantes se abstengan de hacer fotos de ese tipo en un lugar donde un millón de personas fueron ejecutadas hace no demasiado tiempo.

Ante esto, el artículo hace una reflexión: Estas fotos son un reflejo de nuestra sociedad, demasiado preocupada en sí misma, demasiado preocupada en disfrutar, en evitar todo lo que no sea bonito, alegre, feliz.

En este enlace de Pastoral SJ puedes leer el artículo completo