Desde el accidente de su hijo José hemos tenido la suerte de poder leer el testimonio de María y la carta que escribió a los hijos de Tere y Xavi.

Pero este domingo vamos a poder tener el privilegio de poder escuchar directamente su testimonio en la Parroquia de San Juan Crisóstomo de Madrid (Calle Doménico Scarlatti, 2), a las 21.00. Antes, para los que queráis, hay Misa (20.00).

OS ESPERAMOS

Artículo anteriorNo te olvides: 4 de julio, Mater Fátima
Artículo siguienteCarta a D. Juan Antonio Gil Tamayo.