Venezuela sigue sufriendo

Según publica Aciprensa, el pasado 27 de enero, en Maracaibo, se estaba celebrando una reunión informativa en una zona próxima a una iglesia cuando un grupo armado, afín al gobierno de Maduro, atacó los concurrentes. Éstos, para resguardarse se metieron en el templo donde se estaba celebrando una Misa con niños que se preparaban para la Primera Comunión.

Los asaltantes “irrumpieron con palos, armas de guerra e incluso con granada fragmentarias», según consta en la denuncia.

En un vídeo que circula en redes sociales, un sacerdote señala que los violentos destruyeron “el ornato de la iglesia, han profanado el Santísimo Sacramento, han hecho disparos dentro del templo para dispersar a los creyentes que estaban en la Eucaristía”

Una vez más se violan los derechos fundamentales y se ejerce la violencia física contra la personas, en Venezuela.

Si quieres ampliar esta noticia entra en este enlace de Aciprensa