Nadia y Alberto son un matrimonio argentino recién casados. Lo normal, según el prisma dominante, era que hubieran hecho un viaje de novios al Caribe o a cualquier otro sitio idílico, pero ellos decidieron que querían ir a Panamá a la JMJ. Sorprendente, ¿no?

Era su mayor ilusión y así los decidieron y es que cuando se quiere realmente al Señor ocurren estas cosas.

Aciprensa ha publicado este testimonio: “A la JMJ Río no pudimos ir por distintos motivos y pensamos que nunca más íbamos a tener la posibilidad. Cracovia estaba completamente fuera de lo que podíamos pensar, pero cuando nos dijeron que se hacía en Panamá dijimos: es ahora o nunca”, explicó Alberto.

Nadia señaló que escogieron esta jornada porque “veíamos que en la siguiente probablemente íbamos a estar con hijos, entonces iba a ser más complicado.

en este enlace de Aciprensa puedes leer más sobre este testimonio

Artículo anteriorUna Palabra Tuya: el evangelio del día en un minuto
Artículo siguiente“J.C. El sueño de Dios”, la nueva novela de Miguel Aranguren