La madre de Belén Langdon concede una entrevista

Todos recordamos la tragedia del Madrid Arena en 2012, en la que fallecieron cuatro chicas adolescentes, entre ellas Belén Langdon.

Tras seis años, Alfa y Omega ha entrevistado a Yolanda, madre de Belén. Recuerda aquellos momentos tan duros y cómo los vivieron ella y su familia.

Sobre cómo fue la vuelta a casa después del entierro ha explicado:

A solas yo me rompí. Pensaba: Me meto en la cama y no salgo. Fue una primera reacción que supongo es muy humana .Enseguida me vino a la mente la imagen de la Piedad, la Virgen con Cristo muerto en sus brazos, y entonces compartí todo ese dolor de la Virgen, un dolor como el mío. «Una espada atravesará tu alma», dice el Evangelio sobre la Virgen. Es así, un dolor que atraviesa tu vida entera. No sé si hay un dolor semejante.

Pero entendí también que ese dolor podía ser útil y valioso, si lo ofrecía y lo unía a su dolor y al de Cristo en la Cruz. Primero por mi hija Belén y mi familia, y también por mí misma, como un proceso de crecimiento interior. Quería que salieran muchos frutos de esa experiencia. Por eso quiero dar mi testimonio.

Y cómo te ha ido podando Dios en este tiempo:

Yo noté la gracia porque Dios se vuelca especialmente con los que sufren. Lo noté claramente. Y también aumentó mi fortaleza para salir adelante. Además, antes podía tener quejas y discusiones, y aprendí a relativizar y a centrarme en lo importante, a ser más tolerante y menos crítica. Pero lo más claro es que después mi familia se unió más todavía de lo que ya estaba. Y más comprensión hacia la gente que sufre, porque sabes bien el dolor que puede estar pasando alguien. Pienso en el niño Julen, atrapado en un pozo, y comprendo totalmente la angustia de sus padres, estoy rezando muchísimo por ellos.

En la oración me dirijo muchas veces a ella, para que ayude a sus hermanos, para que interceda por nosotros. Y lo hace.

Entra en este enlace de Alfa y Omega y lee la entrevista completa porque es preciosa