¿Cómo te gustaría que fuera tu profesor?

Recientemente se ha celebrado el Congreso de Escuelas Católicas de Madrid, en el que los alumnos han elaborado un documento en el que exponen cómo les gustaría que fuera su colegio.

A través de un artículo de ABC leemos que sugieren, por ejemplo, hacer menos rutinaria la vida escolar. «En las clases no queremos solo leer, subrayar y copiar», así como que se aumente su motivación para aprender.

Quieren también mejorar la comunicación con el profesorado «sentirse escuchados con empatía y respeto, para poder así cooperar y avanzar juntos». En esta línea, definen a su maestro ideal como «alegre, divertido, vocacional, implicado con todos sus alumnos, con pasión por la enseñanza, con una actitud positiva, generoso, leal…

También afirman que las celebraciones religiosas, la propia realidad confesional del centro, las catequesis, los agentes de pastoral… son para el alumnado realidades configuradoras de la singularidad de su centro, y con las que se siente a gusto.

Si todo esto sirve para mejorar la formación en los centros educativos católicos, bienvenido sea. Ahora toca ponerlo en práctica.

Puedes entrar en este enlace de ABC si quieres ampliar esta información.