Inma Escriche: potente testimonio de una mujer valiente en lucha contra el cáncer

Hace escasos días, oyendo Radio María, escuché el testimonio de Inma Escriche, madre de familia y luchadora contra el cáncer. Me impactó tanto su serenidad, su paz, su confianza en Dios. Buscando, me di cuenta de que ya habíamos publicado su testimonio hace un año (Inma Escriche: Fe, valor y fortaleza). Hoy he querido compartir con vosotros otra vez este testimonio a través de la diócesis de Getafe porque ella sigue ahí, al pie del cañón, luchando:

Inma Escriche, feligresa de la Parroquia Nuestra Señora del Pilar (Valdemoro), de 47 años, casada y madre de tres hijos, recorre empresas, colegios, y medios de comunicación para decir que se puede enfrentar el cáncer, gracias a la fe, con esperanza y con alegría.
Cuando recibió la terrible noticia, le dieron pocas semanas de vida y ya lleva más de año y medio luchando contra la enfermedad.

“Cuando recibí el diagnóstico, descubrí en mí misma la capacidad de confiar y una paciencia que antes no tenía y he tenido que desarrollar” declara Inma.

Y en medio de ese sufrimiento se alzó la figura de Cristo, que se convirtió en el centro de todo su mundo y de toda su vida.

“En ningún momento he vivido la enfermedad como un castigo, sino que, gracias a que tengo fe, he encontrado consuelo para afrontarlo con entereza. Más bien ha sido la forma que ha tenido Dios de frenarme en mi acelerada vida, en la que me ha puesto la prueba más dura, que es la de confiar ciegamente en Él”.

Aunque parezca paradójico la enfermedad le ha mejorado la vida. “me ha abierto los ojos y miro el mundo de otra manera. Es como si me hubiera ampliado la gama de colores que antes no conocía” señala Escriche.

Incluso hay cabida para la alegría y la esperanza en medio del cáncer y también para el aprendizaje, ya que se aprende a vivir la vida de otra manera.

“La alegría se ha convertido en mi seña de identidad. Aunque suene extraño, estoy disfrutando de todo lo bueno que me está aconteciendo” declara, y “por mucho que duela o duro que sea, no hay dificultad o problema que no pueda afrontar”.

Inma Escriche deja un mensaje claro cuando ofrece públicamente su testimonio de vida.
“Ante las dificultades, las pruebas, no hay que perder la esperanza, se puede vivir con ello y hay utilizarlo y ofrecerlo para mejorar como personas”.

Y en medio de su testimonio vuelve a aparecer Cristo “lo que no me deja flaquear, aunque soy una persona fuerte, son las oraciones que recibo cada día y la confianza en Dios. En Él confío para que sea lo que Él quiera”.

El artículo original puedes leerlo aquí: Inma Escriche: potente testimonio de una mujer valiente en lucha contra el cáncer