Leonardo di Caprio y Kate Winslet salvan a una enferma de cáncer

Una de las mejores cosas que tiene ser famoso a nivel mundial es el uso que se puede hacer de esa notoriedad para cambiar el mundo, aunque sea a pequeña escala. Hace unos meses, Kate Winslet y Leonardo DiCaprio decidieron resucitar a sus personajes de ‘Titanic’, Jake y Rose, y subastar tres cenas con ellos. ¿El motivo? Ayudar a una joven madre de 29 años a pagar un carísimo tratamiento contra el cáncer. Gracias a esta iniciativa, los actores consiguieron recaudar 1,3 millones de dólares que, literalmente, salvaron la vida a Gemma Nuttall, una británica que descubrió que padecía cáncer de ovario tras quedarse embarazada en 2013.

Si bien los médicos le recomendaron tratarse y terminar con la gestación, ella decidió continuar adelante. «Mi hija me salvó la vida, ella fue la razón de que mi cáncer fuera descubierto. Sentía que tenía que devolverle el favor», ha contado a ‘Daily Mirror’. Dicho y hecho. Después del nacimiento del bebé, que nació prematuramente a las 26 semanas, Gemma comenzó un tratamiento de quimioterapia que no terminó con su enfermedad.

Si bien es cierto que se libró del tumor del útero, al año le descubrieron ocho tumores cerebrales que pusieron en jaque a toda la familia. Fue entonces cuando su madre tomó la decisión que lo cambiaría todo: poner en venta su casa y abrir una web para pedir donaciones con el objetivo de para poder pagar un carísimo tratamiento de inmunoterapia de la clínica alemana Hallwang.

Con tan solo 77.000 euros en el bolsillo, suficientes para cubrir solo la primera parte del tratamiento, Nuttal acudió a la clínica. Fue entonces cuando recibió la mejor llamada de su vida. Era Kate Winslet, que le prestaba todo su apoyo. El pasado lunes, la protagonista de La montaña entre nosotros decidió sorprender a Emma en el programa británico ‘This Morning’, donde contó porqué había decidido intervenir. «Perdí a mi madre en mayo por un cáncer de ovario y, en el momento en que nos dieron un pronóstico muy malo después de cuatro años de lucha… Entonces decidimos buscar en otra parte y nos topamos con esa clínica alemana y con la web de Gemma», explicó.

«Vi todo lo que necesitaba reunir, en ese momento sólo tenían recaudado 9.000 libras. Mi madre lo pasó muy mal y pensé en lo orgullosa que estaría si pudiera hacer algo por otra madre joven. Empecé a correr la voz y pronto llegamos a los 200.000 dólares. Y pensé: ‘Es el momento de llamar a mi amigo Leo». El resultado no podría haber sido mejor pues el pasado noviembre Gemma recibió la mejor noticia posible: la inmunoterapia había sido un éxito.

Fuente: El mundo/ LOC

http://www.elmundo.es/loc/famosos/2018/02/07/5a79dac4268e3e92048b4596.html