Increíble el vídeo que ha hecho las Obras Misionales Pontificias para el Domund del 2017. Entre los regalos que nos ofrece, hay una frase que resumen todas las imágenes: no hay misión pequeña, si el amor es grande.

Muchas gracias por este estupendo vídeo-anuncio que nos anima, a cada uno donde estemos, a seguir pensando en los demás.

 

Artículo anteriorDiversión… ¿hasta dónde?
Artículo siguienteDelante de Dios da igual cómo seas.