Está vivo, y no nos damos cuenta

Tal vez seas de los que van a Misa o a la Adoración y se ponen simplemente de rodillas ante la Hostia Consagrada pero, realmente, ¿caes en la cuenta de ante quien te estás arrodillando? Es el mismo Jesucristo que caminaba por Galilea, quien está ante ti. Es difícil de creer, ya lo sabemos, pero es ahí donde interviene una palabra que brilla por su significado: fe.

Pregúntate, ¿creo firmemente que está Jesús vivo en ese trozo de pan?