sábado, noviembre 27, 2021
Confinadas por Amor
InicioTESTIMONIOS¡Santidad siempre joven!

¡Santidad siempre joven!

Encontré en la juventud el modo de hacer todas las cosas, siempre optimistas, creativos, con ánimos no agotados por los fracasos, con los sueños más grandes que alguien hubiera imaginado posible soñar, con la fe más increíble que hace que lo imposible sea una certeza futura, encontré en los jóvenes mi juventud que tenía que despertarse, despabilarse que tenía que moverse, que tenía que empezar a ser. 

Y ahora mirando para atrás, veo que lo mejor que me podía haber pasado era encontrarme con alguien que me lo proponga, campamentos, ascensiones, torneos, espacios, espacios y más espacios en donde iba a pensar, esforzarme, disfrutar, contemplar, y conocer la novedad. La propuesta era siempre novedosa porque era de los jóvenes; la propuesta era la Buena Noticia, y entre los jóvenes estaba a quien hace unos años descubría, al fundamento de todo, al que hace nuevas todas las cosas, Cristo. 

Entonces me fui sumando, en un torneo de deportes primero, los campamentos en realidad estuvieron antes (medio camuflados y escondidos, porque siempre iba de chiquita) y luego los sábados de actividades, mas copas, mas campamentos, cada vez conocía más y en ese sorprenderme por la organización me sorprendía y descubría aún más al organismo, a quienes le daban vida a la comunidad: las personas. Y fui encontrando modelos, amigos para admirar, otros que también querían ser los mejores de sí mismos. Todo esto, dentro del movimiento de F.A.S.T.A (Fraternidad de Agrupaciones Santo Tomas de Aquino), ¡espacio de salvación para mi vida!

Así, viviendo mi juventud, conociendo la verdad, pensando, saboreando la Revelación de Dios a los hombres, encontrando en la oración a María por el Rosario un modo particular de amistad con Jesús, en la adoración Eucarística, en la misa, conociendo personas nuevas, formando vínculos profundos, compartiendo ideales. Proponiéndonos desafíos, peregrinando, marchando, cantando, estando siempre en campaña para mejorar, viviendo un amor profundo a la patria, a la iglesia y a Dios, quiero llevar a los demás lo que fue para mi un regalo, y en especial, como es propio de F.A.S.T.A a la familia, la cultura y a los que me dieron a conocer a Dios en un principio: los jóvenes. 

Como en un principio descubrí a Dios desde mi juventud, y lo sigo descubriendo ahora mismo, puedo afirmar que sí es como quiero vivir toda la vida, con un espíritu joven, con ánimos, con ansias, con esperanza, con entrega, con servicio, con ilusión, con fervor, con valentía, con la novedad, con el movimiento, con la alegría y con el Amor que es Cristo y transforma todas las cosas para mejor.

Siempre atentos, siempre dispuestos, ¡siempre a sus ordenes!, porque Jesús nos llama a vivir la santidad siempre joven 🙂


Kimberly Medinilla Lacava

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

LO + ÚLTIMO DE JC