El reverendo Michael Nazir-Ali, un importante obispo anglicano que alguna vez fue considerado para ser Arzobispo de Canterbury, máximo líder anglicano en Inglaterra, ingresó a la plena comunión con la Iglesia Católica y pronto será ordenado sacerdote católico, informa Aciprensa.

Se ha unido al Ordinariato Personal de Nuestra Señora de Walsingham, que fue creado en 2011 en Inglaterra por el Papa Benedicto XVI para acoger a los antiguos miembros del clero episcopaliano y anglicano que quieren entrar en plena comunión con la Iglesia Católica, pero que desean preservar algunos elementos de su tradición.

De nacionalidad británica y pakistaní, se ordenó en 1976. En 1994, Nazir-Ali fue nombrado obispo anglicano de Rochester. Casado y con hijos, trabajó como miembro de la Cámara de los Lores.

Puedes leer esta noticia completa en Aciprensa

Artículo anterior«Sin tiempo para morir»
Artículo siguiente“Marta, ¿Qué es rezar? ¿Cómo se hace?”