jueves, octubre 21, 2021
Confinadas por Amor
InicioTESTIMONIOS@vivirderodillas, tres amigas embarcadas en una bendita LOCURA

@vivirderodillas, tres amigas embarcadas en una bendita LOCURA

Hola! Somos Lucía, Teresa y Sofía, y nuestro testimonio es de lo más normal. Somos tres chicas de Toledo, vamos a empezar 2º de bachillerato y hace apenas un año el Señor nos puso en el mismo camino. Nos conocimos al empezar 1º de bachillerato, cada una veníamos de un colegio distinto y nos juntamos en un pequeño grupo con el que compartíamos la Fe, este grupo fue y es para nosotras un gran regalo del que estaremos agradecidas siempre.

Las tres hemos tenido la Fe muy presente en nuestras vidas desde muy pequeñas gracias a nuestras familias. Pero ha sido en estos últimos años cuando hemos pasado a tener nuestra Fe como algo más personal.

A pesar de que pertenecemos a distintos grupos y parroquias que nos han ido ayudando
poco a poco a crecer tanto personal, como espiritualmente, hemos tenido la suerte de poder juntarnos en las diferentes oraciones de jóvenes que todas las semanas organizan nuestras parroquias.

En nuestras vidas hemos tenido cada una un punto de inflexión diferente pero el Señor nos
ha unido en Su camino hacia el Cielo y poder compartir la Fe, es uno de los mayores tesoros que tenemos.

Además, nos hemos dado cuenta de lo afortunadas que somos por tener una diócesis con
tantas actividades que nos ayudan a esta más cerca de Jesús como peregrinaciones, retiros, seminarios de vida en el espíritu, campamentos, etc…, además de tantos sacerdotes que están disponibles 24/7 para lo que necesitemos y una gran cantidad de jóvenes que comparten los mismos ideales que nosotras y están dispuestos a dar la vida por Cristo.

Como hemos dicho antes, para nosotras son súper importantes las amistades en el Señor.
Las que sin saber cómo, cuando menos te lo esperas y más lo necesitas, aparecen, Él las
pone ahí y poco a poco te vas dando cuenta de que el centro de esa amistad era Él.

Además muchas veces se sirve de estos amigos para demostrarnos su Amor, y como ejemplo y apoyo para nuestras vidas en un mundo en el que tantos jóvenes de nuestro alrededor están tan desorientados.

A raíz de habernos conocido y de habernos dado cuenta del valor de una amistad en Cristo y conocer el Amor que Él nos tenía, decidimos crear la cuenta de Instagram llamada
“@vivirderodillas” y así poder transmitir a más gente lo que nosotras estábamos viviendo.
Hace dos meses, decidimos tirarnos a la piscina. Al principio no estábamos muy seguras de
si iba a funcionar, pensábamos que esto no iba a llegar a casi nadie, pero mucha gente
empezó a darnos las gracias por nuestra labor y ahí fue cuando nos dimos cuenta de que
teníamos que seguir dándolo todo, tratando de expandir algo más Su reino por este mundo
de las redes sociales.

 

Poco a poco nos iba siguiendo más y más gente por lo que le dijimos al Señor: “Mejor
conduce Tú, lleva las riendas de esta cuenta, porque sin tu ayuda no avanzaremos”. Nos
dimos cuenta de que era todo una gran LOCURA, y el Señor nos hizo ver que quería que fuésemos instrumento suyo para darse a conocer a más jóvenes cada día. Así que
decidimos poner todo en sus manos y dejamos que el Espíritu Santo nos iluminase en todo momento.

Vimos así que este mundo tiene una sed de Dios muy grande y esto nos anima a querer
seguir con esta labor por las RRSS. Además en el Festival of Praise de Málaga del pasado
mes de julio, vivimos una de las mejores experiencias de nuestras vidas, en las que el Señor y la Virgen se hicieron más presentes que nunca. Tuvimos ratos de adorar y alabar al Señor, de convivir con nuestros amigos de Madridejos, Argés, Toledo… pero sobre todo lo que más nos impactó fue la evangelización por las calles. Allí descubrimos cómo la gente sin darse cuenta buscaba Amor, tenía sed de Dios y muchos de ellos se acercaron un poco más a Él aquella tarde, por el sencillo testimonio de amor de Dios del que les habíamos hablado aquellos jóvenes. Y es que sencillamente, en nuestros ambientes, podemos sembrar esa semilla, con nuestro ejemplo y testimonio nada más, porque podemos ser instrumento para dar a conocer un Amor incalculable que quiere derramarse sin medida en todos los corazones.

Queríamos terminar dando gracias al Jefe por las amistades que tienen su centro en Él, y
queremos invitaros a cuidarlas, porque son un tesoro y Él puede sacar cosas muy grandes
de ellas. Aprendamos a vivir de rodillas, dándonos a los más necesitados, dejándonos
mover por Él, siendo instrumentos suyos y confiando siempre en el AMOR que nos tiene.

GLORIA A DIOS!!! Nos vemos en el Cieloo 😉

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

LO + ÚLTIMO DE JC