Bella Pastora no es una imagen de la Virgen al uso sino que tiene una estética muy particular. Representa a una mujer joven, embarazada, que sentada cierra sus manos cerca del corazón.

A modo de catequesis, Iesu Communio ha publicado un vídeo con una bella meditación de la Madre Verónica Berzosa, fundadora de este instituto religioso, sobre el por qué esta Virgen ha sido ideada de esta manera.

Artículo anterior«Las mujeres cristianas tenemos el desafío de aspirar a ser santas»
Artículo siguiente«Nadie lo sabe». Tony Gratacós