jueves, octubre 21, 2021
Confinadas por Amor
InicioTESTIMONIOS"Para mí la fe es ver a Dios en todo lo que...

«Para mí la fe es ver a Dios en todo lo que me pasa»

Hola! Me llamo Lourdes Martínez, tengo 15 años y vivo en Bilbao.

Quiero aclarar que no tengo ningún testimonio de conversión, no soy ningún ejemplo de nada ni tengo mucho que enseñar. Pero a mi este tipo de testimonios de gente joven con una vida normal me ayudan bastante, por eso he decidido escribir esto.

He tenido la suerte de nacer en una familia en la que desde pequeña me han enseñado en la fe, y creo que soy muy afortunada y estoy agradecida de decir que a día de hoy la Fe es algo fundamental en mi vida, en lo que me apoyo y lo que me ayuda a seguir adelante. Tener Fe me hace ver las cosas desde otra perspectiva, y me ayuda a valorar tanto los momentos buenos como los malos.

Desde hace muchos años voy a un club del Opus Dei, donde me han dado toda la formación que hoy tengo, y me han enseñado a ver a Dios en las cosas más ordinarias de mi día a día.

En mi entorno me doy cuenta de que mucha gente piensa que para tener fe hace falta escuchar voces, o ver milagros. Pero, como he dicho antes, no hace falta tener ninguna experiencia sobrenatural para tener fe. Para mí la fe es ver a Dios en todo lo que me pasa, encontrarme con Él en las cosas más insignificantes, darme cuenta de que es Él el que está detrás de esas cosas que me han alegrado el día, esa canción de hakuna que parece que está escrita solo para mí, esa frase que dice el sacerdote, ese abrazo de tu amiga, esa conversación profunda, esa mirada que te ha hecho sentir especial… En definitiva, tenerle siempre presente, darnos cuenta de que realmente está pendiente de nosotros.

Está claro que la fe hay que pedirla, y cuidarla. Intentar poner un esfuerzo en dedicarle un ratito al día a Jesús, dar las gracias por poder recibirle en la Eucaristía y poner amor y atención en todo lo que hacemos, porque Dios no se fija en cuánto damos sino en el cariño que ponemos, como en ese famoso video en el que un niño pequeño reza el padrenuestro.

Evidentemente mi fe (como la de todo el mundo) no es perfecta. Hay días en los que no se entiende nada, piensas que sería mucho mejor empezar a vivir pasando de todo, y empiezas a tener dudas, y piensas que Dios te ha abandonado. Es normal tener dudas, pero no hay que dejar que te bloqueen ni entrar en bucle, tenemos que tener paciencia y confiar en que Jesús nos quiere, que sólo tiene ojos para cada uno de nosotros y que tiene un plan, aunque algunos problemas que nos surjan nos hagan pensar que nada de lo que está haciendo tiene sentido.

Como dice la canción: «Jesús, cómo me gusta creerte, amarte y esperarte, sintiendo dudas, estando frío, sintiendo miedo.»

Hoy en día, ser católico «no está de moda». Por eso creo que es muy importante que, sobre todo los jóvenes, no nos dejemos influir por las opiniones de los demás, que vivamos siendo coherentes a nuestra fe, sepamos tener criterio ante ciertas situaciones y que intentemos iluminar al resto intentando parecernos a Él.

Sé que a veces es difícil, yo misma paso un poco de vergüenza cuando digo que voy a misa o que paso de hacer determinadas cosas, pero luego pienso que Jesús murió en la Cruz por mí, que se dejó humillar para salvarme, ¿cómo me voy a avergonzar de Él?. Por eso me parece importante intentar acercar a la gente a Jesús. Hay que saber cómo hacerlo, hay gente a quien le puedes proponer que te acompañe un día a misa, y hay gente que es mejor que simplemente reces por ellos y les des ejemplo con tus actos, tu sonrisa, que vean que intentas no quejarte, que te sacrificas por los demás…

Por último, quería recordar que solos no podemos (a mí esto se me olvida muchas veces). Tenemos que dejarnos enseñar y guiar por gente a la que podamos pedir ayuda y consejo cuando lo necesitamos.

Ánimo! Deja todo en manos de Jesús, sé consciente de que todo pasa por algo y que todo es para bien, y deja que saque la mejor versión de ti mismo!

Lourdes Martínez Vallinas

 

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

LO + ÚLTIMO DE JC