Meditación en la solemnidad del Sagrado Corazón de Jesús. La fiesta de hoy nos habla de las riquezas del Corazón del Señor: misericordia, ternura, compasión. Ni si quiera nuestros pecados deben hacernos desconfiar de su amor por nosotros.

«Cállate y déjame amarte»

Meditación dirigida por D. José Brage

Ir a descargar

 

 

Artículo anterior«Cuidar a mi hija enferma es una bendición»
Artículo siguienteRezamos por Beatriz, Anna y Olivia #Rezamoscontigo