Noticias

Franco Battiato, «Dios es amor puro»

Franco Battiato le dolía Dios. Le dolía tanto que no dejaba de buscarlo. Sentía tal deseo de Él en su interior, de buscarle y de encontrarle, que no se contentaba con lo que decían otros, explica Alfa y Omega en un artículo que ha publicado a propósito de su fallecimiento.

«Dios es amor puro, y antes de llegar a Él hace falta verdaderamente mucha, mucha paciencia». Anduvo mucho tiempo buscando en las distintas religiones.

Para Battiato, san Juan de la Cruz y a santa Teresa de Jesús se encontraban entre sus referencias vitales. Y por eso también llegó a grabar en los años 90 una Misa arcaica, en latín, completa, con su Kyrie, su Gloria, su Credo, su Sanctus y su Agnus Dei, porque «para comunicar ciertos sentimientos, ciertas emociones y ciertas opciones del corazón es necesario seguir caminos bien definidos», decía.

En una ocasión cantó ante el Papa Juan Pablo II

Artículos relacionados

No se han encontrado resultados.

Últimas entradas

Menú