Ignacia, psicóloga de la Pontificia Universidad Católica de Chile, nos habla, a través de su experiencia, de la importancia de dejar las excusas de lado para servir a los demás, y de aprovechar cada día como una nueva oportunidad de entrega.

Razón en Cristo nos ofrece esta reflexión.

Artículo anteriorEl Papa envía un rosario bendecido a la familia de Maradona
Artículo siguiente«Sin el estigma de Eva». María Lara