¿Hasta qué punto conoces a sor Marta?

La archiconocida monja youtuber, sor Marta, colaboradora de Jóvenes Católicos, nos ofrece su testimonio vocacional en La Nueva Crónica.

«Con 16 años fui a Leyre (Navarra) con mi familia y visitamos un monasterio benedictino. Sentí mucha paz, como que hubiese encontrado mi sitio pero ese era un monasterio de hombres. En mitad de esa sensación extraña que tenía de tanta tranquilidad encontré un librito muy pequeño, la ‘Regla de San Benito’, que es por la que se rige nuestra vida. Me llamó la atención, lo compré y no dejé de leerlo en todas las vacaciones. Entonces empecé a preguntarme si esa era mi vocación porque me llamaba la atención que me llamase precisamente tanto la atención. Al cabo de unos meses empecé a buscar monasterios benedictinos por internet hasta que escribí un correo electrónico a la abadesa de aquí, de Sahagún. Ahí empecé un discernimiento vocacional con ella mientras estudiaba dos años de bachiller».

En redes sociales, explica que busca «dar una cara de la iglesia más joven y que se entienda mejor con la sociedad. Busco contactar con los jóvenes y comentar el evangelio así como dar a conocer nuestra vida», destaca. En Youtube tiene, nada más y nada menos, que 4.860 seguidores.

Además Sor Marta estudia Ciencias Religiosas en la Universidad de Burgos, se encarga de la biblioteca del Monasterio, acude a clases de piano en Sahagún y da catequesis a un grupo de jóvenes del municipio. Todo apoyado en la oración que ocupa una parte importante de su día.

Puedes leer este testimonio completo en La Nueva Crónica