Daniel Talavante, el hijo pródigo

HM Televisión nos ofrece el testimonio de Daniel Talavante  que nos cuenta que, por huir de los sufrimientos que le causaba su tendencia homosexual, se fue a Barcelona a empezar una relación con un chico, pero eso solo empeoró la situación.

A través de San Juan Pablo II, descubrió que todavía estaba a tiempo y regresó a casa como el hijo pródigo.