Cada día nos preguntamos si lo estamos haciendo bien. Eduardo y Marina

Eduardo y Marina, junto a sus cuatro hijos, forman la familia Rosa Pistón. la Diócesis de Córdoba los ha entrevistado. Y ¿cuáles son los pilares de su convivencia? Muy sencillo, el Señor ocupa el centro de sus vidas. «Vemos tantas familias destrozadas, sufriendo… Familias como la nuestra, muchos de ellos mejores que nosotros pero que no tienen en su vida al Señor y cada día nos convencemos más de que esta no es una forma de vida, si no, que es la única».

Ambos forman parte de los grupos Roma de su parroquia, donde reciben formación y acompañamiento.

La transmisión de la fe a los hijos es un reto para todos, ¿cómo lo hacéis vosotros?, les preguntan: Este es el reto más importante en este momento. Cada día nos preguntamos si lo estamos haciendo bien, si estamos sabiendo educar a nuestros hijos. No dudamos en saber qué queremos para ellos, que crezcan en el amor a Dios, a la Virgen y al prójimo y todo lo demás vendrá por añadidura. Nosotros también intentamos hacerlo desde el amor, mostrándoles nuestras muchas debilidades pero también que con el Señor todo es posible. Las palabras convencen pero el ejemplo arrastra y por eso debemos ser buen ejemplo para ellos.

Puedes leer la entrevista completa en la web de la Diócesis de Córdoba