En Santa María de Caná comulgan 36.000 personas al mes

La parroquia de Santa María de Caná, en Pozuelo de Alarcón, está llena de vida, de gente, en Misa no cabe un alfiler y todo ello gracias a D. Jesús Higueras, su párroco que, entre otras cosas está 8 horas diarias en el confesionario. Cope lo ha entrevistado

Cada mes comulgan la friolera de 36.000 personas. Además a diario va mucha gente a confesar y a recibir formación. ¿Cuál es su secreto? Escuchar. lo que más le gusta de ser sacerdote es estar con las personas que sufren, donde está «la cruz». Confiesa ocho horas diarias y dice que la clave para que una parroquia funcione es «escuchar».

Además sus homilías tienen mucho calado, la gente lo escucha con mucha atención, tiene un don especial para ello.

En Cope puedes leer el artículo completo