Sister Jean Dolores, a sus 99 años acompaña espiritualmete al Loyola Chicago de baloncesto

A más de uno nos gustaría llegar a los 99 años como Jean Dolores Schmidt, la monja que acompaña al Loyola Chicago de baloncesto desde hace 25 años.

Según leemos en Cope, es el alma del equipo. No sólo les acompaña espiritualmente hablándoles de Jesucristo o la Virgen, sino que también les propone estrategias. “Les envío emails recordándoselo, no utilizo el móvil… me encargo de informar de cómo es el otro equipo: puntuaciones en los últimos partidos que han hecho, la cantidad de rebotes que cogen… recopilo datos estadísticos”. No me digáis que no es una fuera de serie.

Cuando era joven jugaba a baloncesto, Con 18 años se unió a las Hermanas de la Caridad de la Beata Virgen María y, poco después, trabajó como maestra. Fue entrenadora de baloncesto, y otros deportes.

«Todo es asombroso. Todo es ‘cool’… ha sido genial ver a estos jóvenes desarrollarse en lo académico y en lo espiritual”, comentó en una ocasión en la que ganaron un campeonato.

Si quieres leer este artículo completo, entra en este enlace de Cope